Ir al contenido principal

Que la despedida no se convierta en olvido

There's never a right time to say goobye...

Hubiera un mar de hojas en el zafacón  si este post fuera un manuscrito, por la cantidad de veces que empiezo, borro y vuelvo a empezar. Nunca es fácil despedirse! Ni siquiera cuando la despedida es escrita. 

                  Claudia y Lenín



Ustedes han sido los responsables de que iniciara este capítulo. Gracias por tomarme en cuenta, por elegirme para formar parte de este equipo, por apostar a mis capacidades en cada una de las tareas que han dejado bajo mi responsabilidad, por la apertura demostrada en cada una de las reuniones en las que, como división, participamos. No en todos los lugares de trabajo sientes la libertad de aportar ideas, recomendar modificaciones, expresar desacuerdos... Siempre habrá oportunidades de mejora, cosas con las que no estaremos de acuerdo (porque uno mira la realidad desde la posición de empleados y ustedes desde la posición de jefes y propietarios. Si estuviéramos de acuerdo en todo, alguien no está representando bien su papel en la empresa) pero ha sido una experiencia  muy grata y muy enriquecedora la que he vivido como empleada de ustedes.


Queridos compañeros 



Uno siempre se cuida de no ligar la gimnasia con la magnesia en el trabajo. Llevarse bien pero mantener una distancia saludable pero.... Cómo no quererlos? En realidades como las que nos ha tocado vivir, donde la gente es cada vez más falsa, encontrar la autenticidad de sentimientos que uno encuentra en ustedes han hecho que mis jornadas sean agradables sin importar el estrés que caracteriza algunos días.
"Hay muchos monstruos en las cabezas de la sociedad, así que cuando aparece alguien limpio, transparente, sin malos rollos, se agradece". Marga Cabrera
 Rayner y su sentido del humor, Yon y sus frases particulares (no se me va a olvidar el "Flow Malaguetón" y "La Verdadera Vainilla" jajaja!), Héctor y su manera de ver todo desde una perspectiva matemática (aparte de que compartimos afición por la belleza de las noches de luna llena). No se me puede quedar Daniel, para el que siempre fui "Fiol" y Don Martín que siempre me decía en automático "Buenos días Doña Fiores" y luego se disculpaba y me decía Señorita Fiores  jejeje.




Por la cercanía, por la naturaleza del trabajo, por alguna razón que no podemos explicar. Hay personas que nos resultan más cercanas, con las que compartes historias, a quienes conoces hasta por sus gestos... Cuanto los voy a extrañar! Laura y sus miradas expresivas (mi compañera de window shopping que insiste en decir que soy su personal coach) , Emelyn siempre tan tierna y atenta (y tan dulcera como yo!), pocas veces coincide la brillantez y la humildad en una sola persona como en Tomás, siempre te he dicho que eres genial. He vivido con Elaine mil historias (y algún día escribiremos "El poder los mandos medios" :p), Olivert y nuestras infinitas conversaciones-reflexiones-lecciones (cada vez que leas yorokobu, te acordarás de mi =D). 

Junior, Alexandra, Doña Isis (una verdadera campeona de la vida), Carmen (que le pedía a sus esposo que no se fuera antes de que yo arrancara cuando nos tocaba quedarnos hasta las 10:00 pm). GRACIAS!

Ahora me toca volver a posición anterior, en cierto modo es como regresar a "Macondo", entre asustada y expectante estoy dispuesta a vivir las nuevas lecciones y experiencias que la vida tiene para mí. Hoy termina un capítulo, pero a esta historia le faltan muchas páginas por escribir. El desafío será, no perdernos. 

Con cariño, 

Fiores. 

Entradas populares de este blog

Confesiones públicas: La Caducidad Femenina

Tengo listas de todo! Las canciones que me gustaría que sonaran en la recepción de mi boda, un tablero en Pinterest con modelos del tipo de vestido que me gustaría usar, un filtro imaginario de las personas a las que invitaría y el nombre de mi primera hija, si la llegara a tener en algún momento. Así nos educaron, para que un día diéramos el gran paso, para  que la princesa que celebró los 15 se convierta en reina, para que fuéramos mujeres "completas".
Recuerdo que cuando se acercaban mis 15 le leí un sermón a mi mamá para que ni se le ocurra hacerme la tradicional fiesta de cumpleaños (es posible que ese fuera el fallo :p). Yo quería una computadora, así que cualquier presupuesto que hubiera para celebración tendría un mejor uso en un aparato que me ofrecía la posibilidad de hacer mis propios trabajos y la esperanza de conectarme con el mundo a través de Internet. Dial up señores, se acuerdan del sonidito para conectarse? jajaja! Qué mejor fiesta que esa?!
En febrero 20…

Lo que elegimos ser

Yo iba entrando y ella salía del super mercado, un oficial de seguridad la resguardaba de la llovizna con un gran paraguas mientras la señora del servicio llevaba el carrito de las compras y ella trataba de mantener el equilibrio en el suelo resbaloso del estacionamiento, que ya estaba mojado, con sus finos tacones y vestida como quien va para un coctel de divas recién operadas.
En cuestión de segundos recordé cuando estábamos juntas en el colegio y le dije a la joven que me acompañaba:
- Ves querida, uno se terminan convirtiendo en aquello que elige ser.
Una de las desventajas de vivir y crecer en un pueblo es que muchas veces nos hacemos adultos con visión corta, y el destino de cada uno responde más a limitaciones propias que a una auténtica carencia de oportunidades.
Ella siempre fue diferente, rara, pensábamos nosotros. Usaba estilos de pelo radicales, lo más radical que las monjas permitieran, accesorios de esos que enmarcan la rebeldía de adolescente propia de telenovelas …

Desde cero

Nuestros padres pasan la mitad de nuestra vida rompiéndose la cabeza para enseñarnos a vivir y nosotros pasamos la otra mitad rompiéndonos la cabeza desaprendiendo muchas de esas cosas, para poder vivir. Y este ciclo se repite de generación en generación...

No, el punto de este post no es crucificar a los padres (los maestros tienen también su grado de participación aquí) por lo que han hecho con nosotros, al final, han dado lo que pueden según lo que tienen y lo que consideran que es mejor. Según el lugar de donde vienen, según sus experiencias de vida, según lo que les dieron a ellos mientras crecían. El punto es que su realidad y la nuestra, por muchos factores, es absolutamente distinta (y gracias a Dios por eso).

Una de esas cosas para la que nos programan, y que luego tenemos que borrar del sistema, es que todos nuestros pasos siempre serán hacia adelante, o que debe ser así. Iniciar y continuar, la secuencia es el progreso.  Independientemente de lo que estés haciendo, lo impor…