Ir al contenido principal

En shock!

El mundo del activismo está revuelto luego de que un policía asesinara a Tamir Rice un niño afroestadounidense de 12 años que portaba un arma de juguete. Es un hecho indignante, algo que deja mucho qué desear si lo miramos desde la perspectiva racial y, como si lo anterior fuera poco, todo esto ha sucedido en el país de la libertad. Donde los sueños se hacen realidad, lo que no nos especificaron fue... los sueños de quién?

El hecho coincide también con la decisión del gran jurado de no imputar al "policía estrangulador" acusado  de asfixiar hasta morir al afroestadounidense  Eric Garner, todo esto con un vídeo que muestra a Garner gritando varias veces que no puede respirar. 


 Situaciones como estas, por un lado despiertan el odio, rencor y resentimiento guardado por los negros gringos (sentinimentos que, aunque son malos, están más que justificados por un pasado maltratador y asesino). Por otro lado, nos permite ver la anestesia que parecen inyectarle a los latinos que llegan allí y se va desarrollando con el tiempo.

Una de las cosas que, para mi, ha resultado más alarmante fue despertar una mañana y encontrarme con este post en instagram. 

The death of a 12 years old killed by the police for carrying a tou gun hits me personally because I have 3 boys and (the name of her son) is 12. What I learn from this: as a mom we need to teach our kids (specially boys) what is and what is notacceptable public behavior. As a member of society, recent events clearly show that the police need to seriously reeveluate their approach to handle possible crime suspects! Wee need to pray for wisdom #Jesushelpus #Weneedgod #Youngtragedy 

One sugestion for police: be clouse by, but send in robots first to evaluate situations, it cpuld save the life of the suspect, the officer and prevent tragedies like this to happen!

Yo me quedé en shock!!

No iba a escribir sobre esto porque pensé que con las noticias era suficiente era suficiente, pero Cómo quedarme en silencio?  

Por más juguetes educativos que insistimos en meterles hasta por los ojos a los niños, es inevitable que en algún momento toquen o jueguen con un arma de juguete. Es lo que ven en las caricaturas, es lo que los emociona en las películas, es lo que simulan los juegos electrónicos que usted le ha comprado. Les vamos a decir que no jueguen con ellas en la calle como si fuera un crimen, porque los pueden matar por jugar? Señores, personalmente no me gustan las armas de juguetes ni los juegos violentos pero aquí el punto de sospecha, más que el arma, fue el color de piel del niño. Era un niño negro. 

En serio? En pleno siglo XXI, después de tantas cosas que como raza hemos pasado, después de tantos "avances" que hemos experimentado, de verdad tengo que decirle a mi hijo que hay cosas que no podrá hacer el público, no porque sean malas sino porque él es negro y puede verse como algo sospechoso? Estos son los momentos en que no sé si de verdad quiero tener hijos y me entran muchos deseos de que me trague la tierra y me escupa en Narnia.

 Wee need to pray for wisdom  creo que sí, necesitamos mucha sabiduría para salir del letrago mental en que, como grupo, nos encontramos. Y no, los policias no necesitan enviar robots a ver los sospechosos, lo que necesitan es una dosis urgente de sentido común y sacar de sus cabezas muchos prejuicios. Porque su oficio es mantener el orden y proteger a la ciudadanía, a todos por igual.

Lo peor de todo esto, es que la justicia de verdad se ha quedado ciega... 



  

Entradas populares de este blog

Confesiones públicas: La Caducidad Femenina

Tengo listas de todo! Las canciones que me gustaría que sonaran en la recepción de mi boda, un tablero en Pinterest con modelos del tipo de vestido que me gustaría usar, un filtro imaginario de las personas a las que invitaría y el nombre de mi primera hija, si la llegara a tener en algún momento. Así nos educaron, para que un día diéramos el gran paso, para  que la princesa que celebró los 15 se convierta en reina, para que fuéramos mujeres "completas".
Recuerdo que cuando se acercaban mis 15 le leí un sermón a mi mamá para que ni se le ocurra hacerme la tradicional fiesta de cumpleaños (es posible que ese fuera el fallo :p). Yo quería una computadora, así que cualquier presupuesto que hubiera para celebración tendría un mejor uso en un aparato que me ofrecía la posibilidad de hacer mis propios trabajos y la esperanza de conectarme con el mundo a través de Internet. Dial up señores, se acuerdan del sonidito para conectarse? jajaja! Qué mejor fiesta que esa?!
En febrero 20…

Lo que elegimos ser

Yo iba entrando y ella salía del super mercado, un oficial de seguridad la resguardaba de la llovizna con un gran paraguas mientras la señora del servicio llevaba el carrito de las compras y ella trataba de mantener el equilibrio en el suelo resbaloso del estacionamiento, que ya estaba mojado, con sus finos tacones y vestida como quien va para un coctel de divas recién operadas.
En cuestión de segundos recordé cuando estábamos juntas en el colegio y le dije a la joven que me acompañaba:
- Ves querida, uno se terminan convirtiendo en aquello que elige ser.
Una de las desventajas de vivir y crecer en un pueblo es que muchas veces nos hacemos adultos con visión corta, y el destino de cada uno responde más a limitaciones propias que a una auténtica carencia de oportunidades.
Ella siempre fue diferente, rara, pensábamos nosotros. Usaba estilos de pelo radicales, lo más radical que las monjas permitieran, accesorios de esos que enmarcan la rebeldía de adolescente propia de telenovelas …

Desde cero

Nuestros padres pasan la mitad de nuestra vida rompiéndose la cabeza para enseñarnos a vivir y nosotros pasamos la otra mitad rompiéndonos la cabeza desaprendiendo muchas de esas cosas, para poder vivir. Y este ciclo se repite de generación en generación...

No, el punto de este post no es crucificar a los padres (los maestros tienen también su grado de participación aquí) por lo que han hecho con nosotros, al final, han dado lo que pueden según lo que tienen y lo que consideran que es mejor. Según el lugar de donde vienen, según sus experiencias de vida, según lo que les dieron a ellos mientras crecían. El punto es que su realidad y la nuestra, por muchos factores, es absolutamente distinta (y gracias a Dios por eso).

Una de esas cosas para la que nos programan, y que luego tenemos que borrar del sistema, es que todos nuestros pasos siempre serán hacia adelante, o que debe ser así. Iniciar y continuar, la secuencia es el progreso.  Independientemente de lo que estés haciendo, lo impor…