Ir al contenido principal

Aires de despedida

Estos son los días de de contar las bendiciones, y también los daños.

Recuerdo que el año pasado los resultados eran agridulces y que a pesar de la diversión hubo mucha indignación, tristeza, una incertidumbre que dejaba un balance que no quería ver y pocas expectativas para el año que estaba por empezar. Quería estar en algo así como Matrix y que me desconectaran por un tiempo. Pero el sol seguía saliendo, los ojos se abrían en automático, no había más opción que dar la cara a la vida... con todo lo que el nuevo año quisiera traer.
"There's plenty of reasons to dance, you just gotta look for them" KP

Empecé a hacer cosas distintas para desconectar un poco y encontrar sentido a la vida, he terminado con un mejor estado físico, mejor ánimo, un maravilloso grupo de nuevos conocidos, un montón de álbumes con fotos de lugares hermosos de la isla de la que me quería largar y un feeling de nuevas posibilidades para el año que se aproxima que solo podría describir en una palabra... Esperanzador. 

Playa Caribe, Dic. 2016
 El destino ha sido generoso conmigo, incluso cuando mi estupidez pone una venda en mis ojos para no verlo. son muchas las casualidades que han actuado como magia en mi vida, son muchos los cabos sueltos que cuando empiezo a unir le dan forma a una cadena de sucesiones que dan sentido a mi particular forma de ser y le hacen un lugar en el futuro.

A medida que pasa el tiempo uno se da cuenta de que todo el mundo cuenta la versión de su vida que ha decidido creerse y alimenta esa burbuja que con el tiempo se convierte en cárcel o en paraíso. No importa que vaya contra el bienestar del resto de la humanidad, no importa que sea un absurdo, no importa que sea caldo de cultivo para el estancamiento y el atraso. La gente vive exactamente la vida que elije vivir y llega un punto en el que tú misma te dices que ya es hora de dejar de preocuparte por lo que los demás hagan con su existencia y empezar a crear tu burbuja particular, empezar a vivir tu vida antes de que se termine de ir.

Todavía me sigue costando adaptarme a eso de "vivir tu vida" y me sigo preocupando innecesariamente por personas y cosas que no debería. Usualmente no hago resoluciones de año nuevo, y me ha resultado de maravilla vivir así, pero quizás debería pensar un poco más en desligar esos lazos emocionales que solo tienen nudo de este lado y liberarme de responsabilidades que no me corresponden. No porque los otros sean malos, es un problema mío y no de ellos. Cuando te lanzas al mar a salvar la vida de quien no ha pedido rescate, terminas ahogado o repudiado.

En resumidas cuentas, y a pesar del sistema inservible, la gente mala, la violencia y corrupción que arropa el mundo; hay que seguir viviendo con esperanza, hay que seguir soñando con que una mejor realidad es posible, hay que hacer que esa mejor realidad sea posible. Tenemos 365 chances para ser lo que siempre quisimos ser en el futuro, porque ya llegó ese día que veíamos lejos y llegó la hora de ser el protagonista que una vez imaginamos, de brillar con nuestra particular forma de belleza e iluminar las vidas de quienes han elegido acompañarnos a pesar de nuestras "oportunidades de mejora".

Sigamos bailando, siempre habrá razones para hacerlo ;)

Felices fiestas de fin de año!




 


Entradas populares de este blog

La virtud de no encajar

Durante mucho tiempo pensé que lo ideal era ser parte de un grupo, incluir ciertas practicas en mis hábitos como norma de lo socialmente correcto: Bordar, celebrar una linda fiesta a los 15, hacerme novia de un joven valeroso a los "20 y pocos" y formar una familia normalita a los "20 y largos". Pero a medida que fui creciendo y conociendo, mi parecer ante estas cosas fue cambiando... y qué bueno! 
Sorry mommy, I'm not that kind of girl.  "Hay un tipo de persona que no encaja, pero también están aquellas que se resisten a encajar" (en ese segundo grupo me encuentran a mí ;))  Recuerdo con ilusión la primera fiesta de 15 años a la que me dejaron ir (eso si, mi papá me fue a buscar tempranísimo! :s) Era el cumpleaños de una de mis mejores amigas, todavía lo es, y yo estaba emocionada y feliz de verla tan linda y compartir con todo el grupo, ese mismo día me di cuenta que prefería ser invitada que festejada y no dejé a mi mamá organizarme fiesta de cumpl…

Hablemos del respeto

La belleza de hablar, más que pronunciar bien y utilizar palabras rebuscadas, está en honrar con hechos cada palabra que sale de nuestra boca. Hoy hablaré del respeto. La frecuencia con que utilizamos el término y la poca correspondencia que tiene, en algunos casos, con la realidad.   "El respeto es la consideración de que alguien o incluso algo tiene un valor por sí mismo y se establece como reciprocidad: respeto mutuo, reconocimiento mutuo. El respeto en las relaciones interpersonales comienza en el individuo, en el reconocimiento del mismo como entidad única". Wikipedia



Este es de los términos que adornan las paredes de las aulas de educación primaria en el muro donde se escriben los valores. Respeta a tus mayores, a tus profesores, tus superiores.... pero ¿Qué hay del respeto por uno mismo? Nadie puede dar lo que no tiene, si primero no nos respetamos a nosotros mismos lo que vamos a sentir por los demás es miedo, no respeto. 
No le grito a mi madre por miedo al castigo, no…

Goodbye 2017

Que soy suficiente. Que lo mejor es que la vida pase como le de la gana. Que a veces eres tan suertuda que te toca ver cómo se cae de cabeza quien tiró la cáscara para que resbales en la vida. Que estoy felizmente cansada. Que el futuro es retante y me emociona más de lo que me asusta. Que no llega nunca la edad en la que uno por fin entiende lo que en realidad quiere en la vida y al final la opción es acomodarse en la realidad menos jodida (aparecerán seres excesivamente positivos que me dirán que no es así, pero tendré que comprobarlo en carne propia para cambiar de opinión).
Todo eso he aprendido...




Hace cuatro años de la última vez que diciembre me encontró feliz de estar estresada, agradecida de las vueltas que da la vida y con la ilusión de enfrentar expectativas muy altas sin temor a no poder cumplir, no porque me crea super poderosa sino porque sé que puedo salir del fondo si me tocara volver  caer.

No tengo metas, porque lo que mejor me ha funcionado es cuando la vida toma el cur…